Bizcocho de yogur fácil y casero
Recetasderechupete.com
Recetasderechupete.com
  • ¡Valora esta receta!
  • Tu valoración
Valoración global 0 0 valoraciones

Ingredientes

  • 1 yogur natural (125 ml.)
  • 1250 g. de azúcar (dos medidas de yogur)
  • 13 huevos
  • 115 ml. de esencia de vainilla
  • 1125 ml. de aceite de oliva o girasol (una medida de yogur)
  • 1375 g. de harina de trigo de repostería (3 medidas de yogur)
  • 116 g. de levadura química tipo Royal
  • 1 Azúcar glass (para decorar)Preparación de la base del bizcocho. Medidas del vasito de yogur Precalentamos el horno a 200º.Vaciamos el contenido del yogur y lo reservamos. Nos quedamos con el recipiente del yogur para usarlo cómo medidor. Cuando hablamos de “una medida” nos referiremos al contenido que cabe en el recipiente del yogur (2 medidas de azúcar es el azúcar que cabe en el recipiente de yogur por dos) En un bol grande batimos los huevos, añadimos dos medidas de azúcar y seguimos batiendo con una varilla de mano. Mezclamos con un poco de vainilla líquida. Añadimos una medida de aceite, puede ser de girasol si nos gusta suave o de aceite de oliva virgen extra que le da un gusto muy bueno a la mezcla. Echamos también el yogur que habíamos reservado y removemos todo con energía hasta que se deshaga y se integre con el resto de los ingredientes. Agregamos 3 medidas de harina y la levadura con un tamizador o colador. Tamizar es opcional, así evitaremos que salgan grumos. Seguimos removiendo hasta conseguir una mezcla fina y homogénea. Horneado y presentación final del bizcocho de yogur Forramos el fondo de un molde con papel de horno y engrasamos las paredes con aceite o mantequilla para que sea fácil desmoldar. Vertemos la mezcla del bol en el molde y horneamos 30 minutos a 200º C en la bandeja central del horno.Recordad que cada horno es un mundo y que nadie mejor que vosotras, para saber como calienta y duración. No se os ocurra abrir el horno mientras se esté horneando. Para comprobar si está hecho pinchamos con un cuchillo, si sale limpio sin restos de masa pegados es el momento de sacarlo del horno. Dejamos templar y desmoldamos con cuidado. Espolvoreamos azúcar glass con ayuda de un colador pequeño para que quede más bonito. Es perfecto para alguna merienda especial o para llevar cómo postre a una comida. Podéis ver todas las fotos del paso a paso de la receta de bizcocho de yogur casero y fácil en este álbum. Consejos para un bizcocho de yogur perfecto Si los ingredientes están a temperatura ambiente se integrarán mejor en la masa, con dejar el yogur y los huevos fuera del frigorífico 15 minutos antes de utilizarlos será suficiente.Tamizar la harina ayuda a evitar los grumos y conseguir un resultado más suave y esponjoso. Si el molde es alto costará más en subir el bizcocho y es posible que la parte central tarde demasiado en hacerse, quedando seco por la parte exterior. Si es un molde redondo cómo el de esta receta lo ideal es que tenga unos 22cm de diámetro. Nunca hay que abrir la puerta del horno antes de que hayan pasado 2/3 del tiempo de horneado, si lo hacemos el cambio de temperatura puede hacer que se deshinche y nos quedemos sin bizcocho.

Instrucciones

Comentarios

Iniciar sesión o Regístrate para escribir un comentario.